logo equiluz
control de plagas


 

Desinsectación

    

     Existen gran variedad de insectos dentro de nuestro ámbito urbano, que proliferan acostumbrados a nuestros hábitos de vida, gracias a su gran poder de adaptación al medio, tales como cucarachas, hormigas, avispas, arañas, moscas termitas, carcoma y otro tipo de insectos.

     Las plagas de insectos urbanos se pueden encontrar en edificios, locales, alcantarillado, etc., donde pueden refugiarse de las inclemencias climáticas y de las bajas temperaturas.

Pulsa en las imágenes para ver la ficha de la plaga

 PREVENCION Y TRATAMIENTO DE INSECTOS

     El mejor sistema para evitar el asentamiento y proliferación de los insectos es su prevención, y esta pasa, de forma inevitable, por el saneamiento del área a proteger.

     Cualquier rendija o rincón con una acumulación de suciedad, puede ser una fuente de alimentación para éstos.

     Hay que tapar grietas, agujeros, rendijas y limpiar a fondo de forma periódica, de manera que se dificulte el asentamiento de esta plaga en el área determinada.

     En muchos casos, la limpieza exhaustiva no es suficiente, ya que en la mayoría de los edificios, locales, hogares, etc., existen gran cantidad de espacios inaccesibles para la limpieza, pero no para los insectos como, por ejemplo, las cucarachas. Cuando una plaga está instalada en un lugar, se hace imprescindible la utilización de insecticidas para su erradicación.

     Los aerosoles de uso doméstico pueden ser útiles cuando el nivel de población es bajo, pero normalmente están formulados con insecticidas de corta duración, de forma que su persistencia suele ser insuficiente para controlar una plaga de cucarachas.

     Un spray rápido de insectos no efectuará un control a medio o largo plazo.

     Para conseguir un tratamiento eficaz, se debe contratar a una empresa especializada, ya que éstas utilizan productos autorizados únicamente para profesionales, no tóxicos, que tienen una duración de hasta 12 meses, y que garantizan un control a medio y largo plazo de la plaga en cuestión.

     Nuestros técnicos, en una primera inspección, evalúan el problema a tratar, y la cantidad de tratamientos necesarios para la eliminación de la plaga, así como las modificaciones necesarias en las instalaciones para evitar la entrada y proliferación de éstas (rendijas, agujeros en bajantes, etc...).